COMUNIDAD NEP banner

Olga Arlina Robles, Presente!

Derechos Humanos 21 de octubre de 2018 Por
Recuerdo y homenaje de la Comisión por los Derechos Humanos de Trenque Lauquen a la primera nacida en esta ciudad que cayó en las garras de los genocidas de la última dictadura cívico militar.
OAR2_web

Bajo el título "Desaparición forzada" dice: "ROBLES CONTI OLGA ARLINA, Libreta Cívica N° 5.926.877, 27 años, ARGENTINA, Expediente Secretaría Derechos Humanos N° 1968, OCTUBRE 1976, LA PLATA (BUENOS AIRES)".

Es todo lo que el Anexo I del "Nunca Más" detalla acerca de la primera persona nacida en Trenque Lauquen que cayó en garras de los genocidas de la última dictadura cívico (clerical-empresarial) - militar. Apenas el lugar del secuestro (La Plata), pero no un día definido dentro del mes de octubre, cuando la primavera dejaba de ser la estación de renuevo de esperanzas para convertirse en un invierno continuo, con la nevada mortal que Héctor Germán Oesterheld imaginó tapizando de blanco sangre todo los suelos de la República Argentina.

Podría parecer que al no tener un día concreto, dentro de cada octubre, en el que Olga se nos presente con la exigencia de precisar en esas veinticuatro horas el recuerdo de la ausencia prematura, es más fácil encontrar un momento para demandar por ella y su familia que los asesinos paguen. Desde el 1° hasta el 31 del décimo mes del calendario hay muchas oportunidades para agitar el recuerdo que la traiga al presente desde un pasado de 42 años sin Verdad y Justicia. Pero no, es al contrario, como si aquel secuestro en un día cualquiera de octubre estirara los plazos de ejercicio del "deber de Memoria" hasta el punto de desgarrar la urgencia de cumplir necesariamente el 4, o el 11, tal vez el 15, el 21, el 23 o el 30, con lo cual se nos pasan cuatro a cinco semanas de posibilidades, y noviembre a veces ha llegado sin que Olga tenga lo que merece: que se la nombre, exigiendo que la impunidad no siga siendo su compañera indeseable.

OAR3

Sabemos que estudiaba un Bachillerato acelerado para adultos en La Plata, que era una persona sensible frente a las injusticias. No conocemos dónde la llevaron secuestrada, cuánto tiempo puede haber estado en manos de los genocidas, si algún sobreviviente compartió con ella un centro clandestino de detención. Su desaparición sólo queda enmarcada por el mes y el año. Tantas incógnitas le confieren a esta joven trenquelauquense (de hermosa sonrisa en la pancarta usada en muchas Marchas) enormes probabilidades de ser olvidada, por más que su Madre (que fatigó calles y despachos junto a otras Madres), sus hermanos y primos la hayan tenido y tengan en mente y ánimo permanentemente.

Como si además de haberla condenado a muerte le hubieran dictado sentencia de olvido...

Pues no, acá estamos para decirles a los genocidas, cómplices y adherentes, que no. Porque además de su familia, que se renueva en retoños que no la conocieron, otros que tampoco supimos de ella en vida, nos sumamos a su sangre para impedir que aquella sentencia quede firme, nunca jamás. Por eso el grito de cada 24 de marzo, por eso el recuerdo de casi cada octubre...

GIF REMERA CATALEJO

Te puede interesar