COMUNIDAD NEP banner

Malas personas

Información General 03 de julio de 2018 Por
Un artículo de Pablo Carabelli para la Otra Agenda.
Mauricio-Macri-Patricia-Bullrich-y-Marcos-Peña

Mauricio Macri es una mala persona.

Marcos Peña Braun es una mala persona.

Oscar Aguad es una mala persona.

Jorge Triaca (hijo) es una mala persona.

Patricia Bullrich es una mala persona.

Hernán Lombardi es una mala persona.

 

Macri es incapaz de ejercer una primera magistratura de algo que no sea un club de fútbol, y pretende que arengando con mentiras a los ciudadanos que viven cada día peor desde el inicio de su gestión estos obtengan consuelo y, sobre todo, sigan agachando la cabeza, aceptando decisiones del macrismo que siempre, pero siempre, perjudican a los que menos tienen.

Peña Braun es el ideólogo, junto con Jaime Durán Barba, de las mentiras continuas de la gestión Cambiemos, vertidas con el único objetivo de bajar salarios de los trabajadores y agilizar los negocios de las corporaciones propias y de amigos.

Aguad es otro incapaz “todoterreno” (en cualquier ministerio ha tenido el mismo desempeño lamentable), y desde el 15 de noviembre de 2017 se les ríe en la cara a los desgraciados familiares de los 44 tripulantes del ARA San Juan, desaparecidos por la negligencia de la gestión Cambiemos.

Triaca (hijo) es un ministro de Trabajo que ataca sin pausa a los trabajadores argentinos, y da el peor ejemplo empleando a personas de manera informal, e insultándolas ante un contratiempo como para hacerles sentir quién es el patrón (en negro).

Bullrich es impulsora de asesinatos por la espalda, y viola con cada declaración y cada acto de su gestión la legislación argentina en la materia (ley de Seguridad Interior, que desconoce absolutamente en su ignorancia o burla absolutamente en su mala fe). Ha ofendido sin cesar y sin otro motivo que su servilismo a los intereses de gobiernos y empresarios extranjeros la memoria de Santiago Maldonado y de Rafael Nahuel, entre otras víctimas de su política de inimputabilidad de las fuerzas a su cargo.

Lombardi acaba de despedir a 354 empleados de Télam (portadores de diversas ideologías y con trayectorias de hasta 35 años en la agencia estatal), comunicando que con esa decisión “ganó el periodismo”. Cínico, Lombardi, experto en actitudes canallescas.

Lamentablemente, todas estas malas personas (y otras no nombradas que son parte de la misma gestión nacional) fueron avaladas por el voto de millones en 2015 y en 2017. Es de esperar que el arrepentimiento y/o malestar creciente que muchos de esos votante admiten estar sintiendo les permita no volver a equivocarse tanto, porque ese error lo pagamos todos, demasiado caro. Hay que estudiar las trayectorias de los candidatos, porque Mauricio Macri siempre fue el mismo empresario inescrupuloso que es hoy, cuando actúa como presidente de la Nación, rol que cumple penosamente (para la inmensa mayoría de los ciudadanos argentinos).

GIF REMERA CATALEJO

Te puede interesar